jueves, 15 de septiembre de 2011

POTAJE DE ALUBIAS BLANCAS


Este es un potaje casero como los de toda la vida... ¿que aún hace calor? Sí. Pero de vez en cuando apetece un plato de caliente, se puede dejar templar y tomar cuando el calor aprieta. Además, es un plato baratísimo, puesto que con un paquete de habichuelas (judías o alubias) pueden comer tropecientas personas. Es increíble la cantidad de gente que puede comer con tan poca cantidad de alimentos como las legumbres: alubias, garbanzos, lentejas... o cereales: arroz, cous cous, quínoa... Y además, ser alimentos muy nutritivos y con proteinas de alta calidad, sin colesterol, sin grasas, sin sustos. En casa estamos apretándonos el cinturón a base de bien, y estos platos nos hacen saborear la cocina de toda la vida y darnos cuenta que para nutrirse y ser feliz hace falta muy poquito.  ¡Viva la cocina anticrisis!

---------------------------------------------------------------------------------

Ingredientes para 5 personas:
300 gramos de alubias blancas (peso en seco)
4 dientes de ajo
1 cebolla mediana
1/2 pimiento verde
Pimentón de la Vera
4 cucharadas colmadas de tomate frito casero
Comino en grano
Nuez moscada
2 hojas de laurel
Sal
Pan integral duro (del día anterior)
Aceite de oliva virgen

Elaboración:
Dejamos las habichuelas en remojo la noche anterior bien cubiertas de agua, porque se hidratarán y aumentarán de tamaño. El plato se puede hacer con alubias de bote ya cocidas, pero no quedan igual, haciéndolas en casa queda el potaje con más cuerpo.

Al día siguiente, ponemos en una olla grande un buen chorro de aceite de oliva al fuego, pelamos 2 dientes de ajo, los cortamos a trocitos y sofreímos junto a la cebolla que habremos cortado en trocitos. Lavamos el pimiento, lo cortamos a cuadraditos y lo añadimos al sofrito. Añadimos una cucharadita de pimentón de la Vera, removemos constántemente y agregamos enseguida las 4 cucharadas de tomate frito. No hay que dejar mucho espacio de tiempo entre el pimentón y el tomate para evitar que amargue el pimentón. Agregamos unos cuantos granitos de comino y una pizca de nuez moscada.

Removemos un minuto el sofrito y añadimos las alubias bien escurridas. Llenamos la olla de agua hasta cubrir por entero las alubias. Agregamos una cucharada rasa de sal, el laurel y 2 dientes de ajo sin pelar. Tapamos la olla y dejamos a fuego fuerte hasta que entre en ebullición. Después bajamos el fuego a un nivel medio  y dejamos cocer, con la tapadera puesta, hasta que las habichuelas estén tiernas. Este tiempo puede variar según el fuego y la alubia, aunque aproximadamente pueden estar tiernas en 1 hora y media. Para ahorrar energía podéis utilizar la olla exprés. Si el potaje se queda sin agua, tendréis que ir agregando hasta que estén cocinadas.

Se apaga el fuego, se corrige de sal y se echan trocitos de pan duro para que espese. 

Variación: 
Como he dicho, este es un plato muy barato por sus ingredientes, aunque luego se encarece por la energía consumida durante la larga cocción. Para abaratarlo, podéis utilizar alubias ya cocidas (de bote), usar la olla exprés... pero pensad que si hacéis cantidad, tendréis para muchas personas, para repetir, congelar y guardar...




2 comentarios:

  1. ¡¡¡¡MUY BIEN CUCA!!!!
    Qué rica estaría tu comida de hoy al mediodía que te has animado a ponerla a tu blog... ya tocaba ya...!!!

    Un besote potajita mía!!

    Isaak

    ResponderEliminar
  2. Me encantan los platos de cuchara
    Mira hoy estaba haciendo este plato

    http://laspapapasdevictor.blogspot.com/?m=1

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...